Qué mejor momento para poner la alfombra roja que el día en el que podemos hablaros en detalle del Mi Mix 2 de Xiaomi. Y como si estuviéramos en los Óscars, que menos que poder presentar la bestia parda de Xiaomi con vítores y fanfarrias.
Quizás con esta entrada esperabas a Billy Cristal, Ellen DeGeneres u otra celebridad haciendo los honores, pero esos no tienen ni idea de lo que estamos hablando. Y creo que será mejor así…

Xiaomi revolucionó la industria de los dispositivos inteligentes al presentar en el 2016 el Mi Mix. Este Smartphone cambiaba el concepto de teléfono que teníamos y sacaba al mercado un dispositivo con una pantalla donde reducían los marcos del panel a la máxima expresión. Había conseguido meter un panel de nada menos que 6,44 pulgadas en un teléfono de menor tamaño que un iPhone 7 Plus. Este aspecto tan rompedor se lo debemos agradecer al diseñador industrial Philippe Starck. Cogió ideas de aquí y de allá y las materializó en este aparente monolito de cristal, cerámica y aluminio.

Mi Mix 2, el nuevo móvil Premium de Xiaomi

 

Y fue tal el éxito cosechado que hoy tiene un espacio propio en el Museo de Arte Moderno George Pompidou. Evidentemente, el diseño fue tan transgresor que cambió la forma de fabricar paneles y, hoy por hoy, toda compañía que se precie tiene un terminal sin marcos en su catálogo. Samsung, Apple, Huawei, LG, etc., todos se han rendido a la tendencia de ofrecer más pantalla sin tener que crecer en tamaño.

Después de los premios y reconocimientos, Xiaomi ha seguido implementando este diseño en todas sus gamas. Como no te puedes dormir en los laureles, Xiaomi ha dado una vuelta de tuerca a su propio diseño y ha sacado la segunda versión del teléfono, puliendo esos detalles que lo pudieran hacer más funcional. Porque, en ocasiones, un diseño tan extremo puede volver loco a los que tienen que fabricarlo o usarlo.

Después de esta introducción, volvemos a nuestra particular alfombra de los Oscar de los Smartphones, y nos ponemos manos a la obra.

 

 Teléfono Mi Mix 2 de Xiaomi

 

Desempaquetado.

En la segunda versión del Mix se mantiene la sobriedad y nos encontramos con una caja negra, con detalles en dorado. Una vez retirada la parte superior, tenemos una tapa más con mensaje de Lei Jun, unos de los CEO de la compañía asiática.
Una vez superado el suspense, lo que se nos revela sigue siendo tan espectacular como su antecesor: Un lingote de cristal negro brillante, el Xiaomi Mix 2.

Ciertamente han trabajado en su tamaño, ya que el nuevo modelo es más contenido y se hace más cómodo en la mano. Su tacto es indescriptible. Tienes la certeza de tener en las manos un terminal realmente Premium. Xiaomi es de las pocas compañías capaces de poner diseños y prestaciones tan altas, y resulta increíble entender cómo pueden venderse a unos precios tan inferiores a sus rivales.

Mi Mix 2, el nuevo teléfono de Xiaomi

Estética.

Tenemos un cuerpo de cristal, delimitado por un marco de aleación de aluminio. También hay una versión en la que en vez de cristal se ha usado cerámica. Todo el conjunto cuenta con protección Corning Gorilla Glass 4 para proteger en la medida de lo posible este aspecto negro tan brillante. Que, tememos deciros, se ensucia de una manera desesperante.

Con unas medidas de 151,8 milímetros de altura por 75,5 de anchura y tan solo 7,7 milímetros de grosor, este Xiaomi se sitúa en la gama alta con unas dimensiones inferiores a las de modelos como el iPhone 8 Plus, o el Samsung Galaxy Note 8. Porque esta maravilla con ultra pantalla, sin apenas marcos, no llega a superar los 185 gramos de peso.

Por la parte trasera nos encontramos un serigrafiado de la compañía en color dorado (aludiendo a la propiedad del diseño) que termina en el sensor de huellas, que sobresale un poquito, y sobre éste, la cámara con sensor Sony, de 12 mega píxeles. Esta cámara situada en el centro de la parte superior vuelve a estar rematada por un aro metálico bañado en oro de 18 quilates (para que veáis que cuando hablamos de alfombra roja y terminal Premium, no es broma).

Pantalla.

El Mix 2 presenta una pantalla LED con tecnología IPS fabricada por los japoneses JDI con 5,99 pulgadas de diagonal y resolución Full-Hd+ de 2.160 x 1.080 píxeles por pulgadas en formato 18:9. Está rematada con una curva 2,5D que la deja embutida en un marco metálico, y que deja un perfil curvado en todos los límites del teléfono.

Mi Mix 2, el móvil Premium de Xiaomi

 

Hardware.

El diseño no va a ser lo único que encontramos en este teléfono: este Mix 2 se presentó con lo más nuevo de 2017. Su Chipset Octa-Core, está manufacturado por la compañía de Cuppertino.
Qualcomm es un gigante de los componentes en el mundo Android, y Xiaomi siempre ha aprovechado la potencia y optimización de los procesadores norteamericanos para mantenerse entre los más grandes. Fabricado en 10 nanómetros, este Snapdragon 835 (MSM8998) es, hasta el recién estrenado Snapdragon 845, la bestia parda del rendimiento en este mundillo.

Como hemos podido comprobar, sus 4 núcleos a 2,45 GHz dedicados al alto rendimiento, más sus homólogos para trabajos más comunes a 1,9 GHz, son la combinación perfecta para demostrar la enorme potencia que puede tener este bicho. Con una memoria RAM tipo LPDDR4X de 6 GB se basta y se sobra para conseguir una fluidez y una respuesta eléctrica. Equipando las nuevas memorias internas (ROM) de capacidades de 64,128 y 256 gigabytes, con tecnología UFS 2.1, dan una capacidad de respuesta del más alto nivel, copiando así a los gladiadores a los que aspira poder retar.

Juegos de última generación, aplicaciones exigentes, vídeos de cualquier calidad, no hay nada que no sea capaz de mover con soltura esta GPU Adreno 540 que han montado los de Qualcomm en sus procesadores gráficos. El conjunto de estos componentes entrega una de las mejores experiencias de rendimiento en un dispositivo con Android.

Detalles del móvil Mi Mix 2 de Xiaomi

Sistema Operativo.

Como ya conoceréis, MIUI es la capa personalizada propiedad de Xiaomi, que trabaja sobre el sistema operativo Android en su versión 7.1 Nougat. Implementado por completo, este Launcher entrega una experiencia de usuario absolutamente intuitiva y con una curva de aprendizaje realmente sencilla.

Además, está traducido a casi todos los idiomas en los que trabaja Android, y la versión que Miaparato nos trae es la “Edición Global”. Con lo que no tendrás contenido de menú en Cantones o Chino Tradicional. Con la nueva versión MIUI 9, se han mejorado las transiciones y los pequeños defectos que suelen aparecer en cada actualización Android, mejorando así el rendimiento general del dispositivo.

Autonomía.
Como siempre Xiaomi hace lo posible por tener un equilibrio entre potencia y rendimiento. La optimización que se consigue hace que el Mix 2 y su enorme pantalla sean capaces de aguantar un día completo de trabajo con una batería de tan solo una capacidad de 3.400 mAh.

Este límite está justificado por la delgadez del terminal. Si aun así te parece poca capacidad, has de saber que este móvil cuenta con puerto de carga USB Tipo-C, y tecnología de Quick Charge 3.0 de Qualcomm, capaz de cargar el 80% de la capacidad en menos de 40 minutos.

 

Conectividad.

Como Xiaomi ha decidido dar el salto a Occidente, que menos que asegurarse de que no te quedes nunca sin cobertura, y ha dotado a este Mix 2 de absoluta cobertura en más de 50 países a lo largo y ancho de los 5 continentes en los que se pueda comercializar este monolito de cerámica. Con una bandeja Dual para tarjetas Nano-SIM, tendrás cobertura LTE 4G con cualquier operador, en cualquier lugar. Para las distancias más cortas contamos con Wi-Fi Dual Band (2.4GHz y 5GHz) con estándar 802.11 a,b,g,n,ac Wi-Fi Direct, Wi-Fi Hotspot y Wi-Fi Display, además de Bluetooth 5.0 y GPS, A-GPS, GLONASS. BeiDou.

Para los románticos hay que decir que no contamos con conexión de audio mini Jack 3.5, pero la marca trae como accesorio un adaptador de 3,5 a Tipo-C. Para los más exigentes, en este modelo de gama alta, sí contamos con conectividad a través de NFC.

El nuevo Mi Mix 2 de Xiaomi

Cámaras.

Después de tantos súper componentes llegamos al apartado de la cámara, y tenemos una extraña sensación de carencia. Y es que no contamos con una lente dual, como la de sus competidores. No se puede tener todo, pero para nada penséis que es un punto débil contar con un solo sensor.

Lo que Xiaomi ha puesto en el Mix 2 es un sensor IMX386 Exmor RS, manufacturado por Sony, con 12 mega píxeles y una apertura focal de f/2.0. Además de las grandísimas fotos que puede hacer, el Mix 2 tiene la capacidad de grabar vídeos a resolución 4K. Además, con una espectacular estabilización, gracias al sistema de 4 ejes OIS, utilizado ya en el Mi6, que tan buen resultado ha estado demostrando tener.

En la cámara destinada a los selfies es cierto que no se ha puesto el mismo empeño que en otros casos. Aun así es un sensor más que correcto: el OvniVision OV5675 de 5 MG, con una apertura focal f/2.0 y con resolución de 30 fotogramas por segundo.

Después de ver algunas comparativas, queda patente que Xiaomi aún tiene que ponerse las pilas y aprovechar la inercia para mejorar el aspecto menos pulido de la segunda generación del teléfono más elegante de la marca asiática.

Conclusiones.

En términos generales, Xiaomi ha puesto mucho empeño en hacer más práctica la fabricación y el uso de este teléfono. Porque hay que reconocer que en la primera versión se llevó tanto al extremo su diseño que era un quebradero de cabeza su construcción y harto delicada su manipulación. El hecho de mantener la cerámica en el nuevo diseño no quita esa sensación de fragilidad en el uso diario del teléfono. Así mismo este acabado glossing, tan brillante, lo condena al continuo estigma de las huellas. Después de su uso, llegamos a la certeza de que, efectivamente, es más bonito que ninguno. También queda claro que sólo los modelos del Museo Pompidou van a mantenerse incorruptos de la suciedad.

Otro de los grandes logros es la inclusión de la memoria tipo UFS 2.1, que ayuda muchísimo al arranque de aplicaciones más pesadas, y le da una gran velocidad a la hora de guardar toda la información, capturas o grabaciones.

La cámara da muy, muy buen rendimiento, con un sensor y una estabilización espectacular, pero el software de post-procesado de Xiaomi todavía no está a la altura de la liga en la que pretende colocarse. Podrían mejorar la luminosidad de su focal, por ejemplo. Quizás una cámara dual hubiese maquillado el resultado final, pero los Pixel han demostrado que no hay necesidad de llenar el teléfono de cámaras si se cuenta con un software de imagen tan potente como el de Google.

La posición de la cámara delantera es evidentemente un acto contra natura. Darle la vuelta al terminal para aprovechar su ángulo nos parece un recurso estrambótico, sólo comprensible por el trabajo de diseño que tiene todo el conjunto.

El Xiaomi Mi Mix 2 está ideado para tener un claro efecto hype en nosotros. Su diseño es realmente elegante y sus componentes no tienen nada que envidiar a los flag-ships de la competencia. De potencia va sobrado y su diseño es personal y exclusivo, como sólo son capaces de poner a nuestra disposición las marcas más Premium del mercado.

Xiaomi te entrega todas estas virtudes a un precio muy contenido, cosa que deberías tener en cuenta antes de hacer un desembolso desorbitado sólo por cumplir la premisa de pagar más, o por adquirir estatus o seguir la moda.

Mi Mix 2, el nuevo teléfono móvil Premium de Xiaomi

Posiblemente la pequeña carencia que podemos encontrar en la cámara del Mix 2 es más por lo exigentes que somos, que por el uso real que tendrán nuestras capturas.
Marzo del 2018 es la fecha en la que está previsto sacar una revisión del modelo: el Mix 2S, con vistas a pulir estos detalles sin importancia.

Hazte ahora con uno de los Smartphones más elegantes del mercado pinchando en el siguiente enlace.

 

Artículo y fotografía original de Miguel Ángel Sola ProSolTek.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *